Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

¿Cómo será la fuerza de trabajo en el año 2020?

  • Impulsar la productividad en el puesto de trabajo

Oficina

De todas las cosas que se espera revolucione la tecnología, tal vez la más importante es esta cosa que llamamos trabajo. Los roles de trabajo y las tareas han cambiado y nuestra dependencia de la tecnología ha reconfigurado cómo y hasta donde desarrollamos nuestro trabajo.

Al observar el interior de una empresa hoy en día, a menudo es difícil encontrar personas reales haciendo su trabajo. Un estudio reciente realizado por Deloitte señaló que entre el 30% y 40%de los espacios de trabajo físicos están vacantes en algún momento de un día laboral. Las empresas están pagando por el espacio que no está ocupado, por no hablar de las necesidades de energía, calefacción, refrigeración y de infraestructura asociados con ese espacio. El mismo estudio de Deloitte señaló que una empresa de 4.400 empleados gasta una media de 12.000 dólares por asiento al año, pudiendo llegar a ahorrar hasta 8 millones de dólares anuales reduciendo el espacio total sólo un 14%.

Por estas razones, cada vez más compañías están adoptando horarios de trabajo flexibles y alentando a los empleados a trabajar donde se sientan más cómodos y productivos: en casa, la cafetería de la esquina, una biblioteca pública o incluso en espacios de co-working. De hecho, en 2020, la idea de que un empleado productivo es aquel con una semana laboral de 40 horas ya no se aplicará. Cada vez más empresas apostarán por un entorno laboral basado en los resultados, en el que los empleados eligen lo que quieren hacer, donde y cuando quieren hacerlo, siempre y cuando se realice el trabajo.

En la actualidad, la mayoría de los trabajadores de las empresas necesitan un ordenador portátil u otro dispositivo de computación móvil, una conexión a Internet fiable y un teléfono para realizar la mayor parte de su trabajo. La próxima generación de trabajadores, con toda probabilidad requerirá además conexiones de vídeo, acceso ubicuo a las herramientas de medios sociales y una manera de cambiar sin problemas entre el audio, el vídeo y el ordenador sin perder el ritmo.

Los Millennials, la nueva generación de empleados que representarán al menos la mitad de la población activa en 2020, están llegando, y las TI deben estar preparadas para una fuerza de trabajo que dispone de muy diferentes ideas acerca de trabajo y la productividad. Para empezar, las TI tienen que ser ágiles, con la capacidad de activar y desactivar servicios para satisfacer las necesidades de la empresa y sus trabajadores.

Se augura asimismo que la fuerza de trabajo del futuro no estará formada por empleados a tiempo completo, sino más por trabajadores contratados o autónomos que pueden no necesitar acceso completo a la infraestructura de una empresa. Las TI deben ser capaces de gestionar estos diferentes grados de acceso. También deben adoptar una mentalidad app-store, permitiendo a los empleados escoger de un repositorio central qué aplicaciones necesitan para hacer su trabajo con eficacia. Estos empleados del año 2020 probablemente deseen crear su lista de aplicaciones que misma forma que crean una lista de reproducción de música.

Para saber más sobre las soluciones de Hewlett Packard Enterprise ideadas para Impulsar la productividad en el puesto de trabajo, inscríbase al evento Reimagine 2016.

TAGS Empleo